Según un estudio publicado en el British Medical Journal (BMJ, 2018. 361: página k1315), la ingesta continua de fármacos anticolinérgicos por parte de las personas ancianas, está relacionada con el riesgo de demencia.

Normalmente este tipo de medicamentos se recetan a pacientes de edad avanzada con vejiga hiperactiva (VHA) o quejas por incontinencia urinaria.

El estudio, considerado hasta ahora el más grande su tipo, aconseja que los médicos deberían regular la prescripción a largo plazo de algunos anticolinérgicos a pacientes de 45 años o más.

El estudio está disponible aquí https://www.bmj.com/content/361/bmj.k1722.full

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial